martes, 26 de marzo de 2013

José María Usandizaga



José María Usandizaga Soraluce nació en San Sebastián el día 31de Marzo de 1887, y falleció en San Sebastián el día 5 de Octubre de 1915 (28 años). Compositor.


BIOGRAFIA. Se inició en la música muy pequeño de la mano de su madre, pianista, demostrando muy pronto sus grandes capacidades musicales. En 1902, con catorce años, ingresó en la Schola Cantorum de París, donde completó su formación durante los cinco años siguientes. Allí coincidió con otros dos músicos vascos, Resurrección María de Azkue y Jesús Guridi, con quien entabló amistad. Una lesión en la mano le llevó a abandonar la carrera de piano para dedicarse a la composición, vocación alimentada por la novedad de las tendencias que fue conociendo  en los medios parisinos. Además de la escuela impresionista francesa, le causó una fuerte impresión el Boris Godunov y, sobre todo, Puccini, autor que siempre admiró. En 1907 regresó a San Sebastián, convirtiéndose en una de las figuras más prestigiosas del renacimiento musical vasco. Además de su interés por el órgano y la música religiosa, destacó por su acercamiento a la música popular vasca presente tanto en la armonización de cantos populares -la colección Ecos de Vasconia- como en su música instrumental, impulsada por la intensa actividad del Casino donostiarra, como en la fantasía para orquesta Ururak bat o Umezurtza poema para soprano, tenor, coro y orquesta.
Usandizaga siempre se sintió atraído por el teatro lírico, con el que alcanzó sus principales éxitos. El primero llegó con la pastoral lírica en tres actos Mendo-Mendiyan (En Plena Montaña), encargo de la Sociedad Coral de Bilbao, 1910.
Su siguiente proyecto lírico fue Costa Brava, que a pesar del título se sitúa en los muelles de San Sebastián. Le siguió su gran éxito Las Golondrinas, 1914, que le colocó en primera línea de nuestros compositores. El enorme éxito le llevó a una agotadora gira por toda España que supuso una dura prueba para su delicada salud. Poco después la compañía Sagi-Vela la llevó a América donde fue presentado con el calificativo de el Puccini español. La versión operística fue estrenada en el Gran Teatro del Liceo de Barcelona el 14 de diciembre de 1929.
El último proyecto lírico de Usandizaga fue La Llama, en cuya partitura trabajó durante el verano de 1915, retirado por su creciente enfermedad en la casona de Stembert en la aldea navarra de Yanci. La obra quedó inconclusa por el temprano fallecimiento del maestro donostiarra, restando por completar el cuadro final. Fue concluida por su hermano Ramón tres años después y estrenada en 1918. Cerraba así su carrera unos de los grandes músicos líricos españoles, dejando por su temprana muerte tan sólo tres geniales obras.
  
 Obras: 
  • Las Golondrinas (1914) 
  • La Llama (1915) 

No hay comentarios:

Publicar un comentario